Paciencias de Almazán, receta tradicional para endulzar las sobremesas

Poner las claras de huevo en un recipiente ancho y hondo, bien limpio y seco, y añadir una pizca de sal. Golpeamos unas picanas eléctricas, empezando a baja potencia, hasta que empiezan a hacer espuma. En este punto empezamos a incorporar poco a poco el azúcar sin dejar de batir, ahora a mayor velocidad.

Cuando estén montadas sabemos que si la clara no se mueve al girar el recipiente, dejamos de batir y empezamos a añadir la harina tamizada. Nosotros lo hacemos lentoRemueve suavemente con una lengua de silicona y con movimientos envolventes de abajo hacia arriba para no perder el aire absorbido con el batido.

Paso a paso paciencia desde Almazán

Colocar la masa en una manga pastelera con boquilla redonda y lisa. Coloque pequeños montones de la masa en una bandeja para hornear forrada con papel para hornear, aprox. tres centímetros, separados unos de otros. Mantenemos la boquilla de la funda pegada al papel para que no queden demasiado altas. Golpeamos suavemente la base del plato sobre la encimera, así la paciencia se aplanará un poco.

Deje reposar durante unos minutos antes de colocar la hoja en el horno precalentado a 450 ºF (240 ºC) con calor desde arriba y desde abajo. Cocine de seis a ocho minutos o hasta que aparezcan ligeramente bronceado. Retire la bandeja del horno y deje que las empanadas se enfríen antes de retirarlas del papel y servir.

Artículos Relacionados

Últimos Artículos